22 de febrero de 2011

Pequeño gran mundo

Al día ya no le quedaba mucho,
pero en un instante las montañas se iluminaron.

0 comentarios:

Publicar un comentario